Crónica de conciertos: 4ever Valencia Fest. La Marina, Valencia. Viernes 29-06-2018


Foto: Ricardo Rubio

Como bien dijo Santiago Auserón en su actuación, el 4ever Valencia Fest “ha reunido un buen cartel, pero algo instalado en la nostalgia”, como bien pudimos comprobar entre el público asistente que rondaba una media de edad de 50 años. Todos aquellos que vivieron en su momento la época dorada de nuestra ciudad, con grupos como los que actuaron esta noche, Simple Minds o The Cult, fueron quienes volvieron a resucitar aquellos momentos por unas horas. Por parte de la organización deberían tomar nota de algunos errores para que no se vuelvan a repetir, por ejemplo la apertura de puertas se realizó a las 18:30 horas, después de lo anuniciado, treinta minutos a pleno sol para validar la entrada llegando al concierto de Los Radiadores comenzado. En cuanto a las acreditaciones, parece ser que hay acreditados de prensa de primera y de segunda. Algunos llevaban la pulsera que les permitía moverse por todo el recinto y otros que no podíamos ni entrar a la zona VIP para hacer una foto. Cabe resaltar que dicha zona VIP ocupaba todo el frontal del escenario, quedando relegado el resto del público a la valla más próxima a la torre de sonido. Si queremos hacer bien nuestro trabajo, se debería facilitar esto por parte de la organización; desde que asisto festivales (el año 1999 fue el primer FIB que pisé) no había visto nada parecido ni semejante zona VIP tan extensa.

Así sucedió que Los Radiadores actuaron para unos pocos VIP mientras el resto de los mortales los contemplábamos desde la barrera. Con temas de su álbum ”Los Perros ladraron” abrieron su actuación, en primer lugar “Gasolina, santos y calaveras”, bajo un sol abrasador pero una buena actitud sobre el escenario. La emotiva “Buddy Holly” también sonó, así como “Marte ya no nos quiere” y poco más ya que apenas dispusieron de treinta minutos en su actuación, cerrando con una enérgica versión de “No Fun” de The Stooges con el acompañamiento de Cristobal Perpiñá (ex Seguridad Social) a la guitarra.

The Jesus & Mary Chain

A continuación The Jesus And Mary Chain, también con la zona VIP a mitad, ofrecieron un buen concierto que en algunos temas se vio su ritmo ralentizado. Está claro que los años pesan para los hermanos Reid pero la esencia de sus canciones se mantiene intacta, con el muro de sonido distorsionado de la guitarra de William con sus altavoces Orange (que sepultaban al segundo guitarrista, del que no se escuchaba nada) y los movimientos de Jim sobre el escenario. Abrieron fuego con “Amputation” de su último disco y a partir de ahí repasaron su discografía con temas emblemáticos como “April Skies”, “Head On”, “Just Like Honey” (con corista haciendo las voces) o “I Hate Rock´N´Roll”, poniendo el punto final con “Reverence”. Con ese fondo de catálogo es imposible que las cosas no salgan bien, y por poco que te esfuerces haces un buen concierto.

El recinto logró casi el lleno con la actuación de The Cult, con Ian Astbury y Billy Duffy al frente. En un principio no se escuchó bien, pero poco a poco fueron sonando mejor, todo esto desde la posición que proporcionaban las gradas. A pesar de ello, la voz de Astbury se resiente ya que algunas notas su garganta no las alcanza, (véase el inicio de “Spiritwalker”), pero también con el repertorio escogido era difícil que algo fallara. Centrado en el “Electric” principalmente, iniciaron el concierto con “Wildflower” seguido por “Rain”, “Peace Dog” y “Lil Devil”. De su segundo disco también rescataron “Nirvana” y “She Sells Sanctuary”. Todo ello aderezado por comentarios de Astbury en un castellano chapurreado, presentando a su socio Billy Duffy, con su eterna Gretsch blanca, realizando el movimiento de aspas rasgando las cuerdas de la misma. Introducción de teclado para “Sweet Soul Sister” y fin de fiesta con “Fire Woman” y “Love Removal Machine”, dejando al público contento.

Los Simple Minds con Jim Kerr y Charlie Burchill como únicos supervivientes de la banda original comenzaron bien con “Waterfront” y “The American”, pero poco a poco fueron diluyéndose en baladas melífluas como “Let There Be Love”, alternando estas con éxitos de su primera etapa como “Love Song”. Los arreglos de “Someone, Somewhere In Summertime” la transformaron dejándola sin pegada, y de su nuevo disco también interpretaron “Summer”, una de las que se salvan de los Simple Minds del siglo XXI. Destacar la presencia de tres mujeres en la banda, a la batería, teclados y coros, además de un segundo guitarrista y bajista. Jim Kerr se encuentra en forma, aunque no sea el de antaño pero se defiende bien en el escenario. El esperado “Don´t You” lo dejaron para el final, con el público haciendo coros, pero terminaron con un bis que reunió “See The Lights”, “Sanctify Yourself” y la ovacionada “Alive & Kicking”.

Santiago Auserón

Tras finalizar los escoceses hubo desbandada general en la zona VIP, abriendo la valla para todo el público ya que el recinto se había quedado desangelado. El experimento de Santiago Auserón contando con Sexy Sadie como banda de acompañamiento funciona recuperando temas de Radio Futura y Juan Perro, además de interpretar un par de temas (“You Know That´s The Way I Like It” y “A Scratch In My Skin”) de los mallorquines. Comenzó fuerte con “Annabel Lee”, para interpretar a continuación “A la media luna” y “Negril”. Auserón se mostró pletórico por estar en Valencia, comentando con generosa verborrea que vivió la época de esplendor musical en la ciudad y que volvería a ser la dinamo que ponga en movimiento la música en España gracias al festival. “Escuela de calor” fue una de las canciones más ovacionadas, igual que “La negra flor” antes de cerrar con “Perro flaco”. Pero el público pidió un bis, sorprendiendo con “El canto del gallo” y una versión diferente de “La estatua del jardín botánico”.

Texto y fotos (excepto la indicada): Carlos Ciurana

En el momento de publicar esta crónica, la organización no había proporcionado el material fotográfico solicitado de los conciertos. Disculpad la calidad de las imágenes.

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.