Crónica de conciertos: Sona Deleste. Centre del Carme, Valencia. 10-11-2018


La semana del año que reunió más conciertos en Valencia se celebró la previa del Deleste Festival, el Sona Deleste en el Centre del Carme. Como todavía no poseemos el don de la omnipresencia o de la bilocación, asistimos a la sesión vespertina de Sona Deleste que reunió a tres bandas como Perro, Mr. Perfumme y King Kempes, además de la sesión de The Basement DJs, con el aforo del recinto casi al completo. Por la mañana no amaneció soleado como se esperaba, pero la débil llovizna dio una tregua para que Santero y Los Muchachos, Periferia Norte y Esteban & Manuel pudieran poner la nota musical a la mañana del sábado.

A las cinco en punto de la tarde, los murcianos Perro desplegaron sus melodías contundentes y bailables a ritmo de kraut rock de letras esperpénticas, con sus dos baterías acompañados por guitarra y bajo que intercambiaban sus instrumentos. Comentarios divertidos como el que soltaron a mitad de su actuación (“Ahora vamos a tocar unos temas propios nuestros”, como si los anteriores no lo fueran), pusieron la nota distendida a su actuación. Los pogos fueron inevitables en las primeras filas del público con canciones de su reciente “Trópico lumpen” como “Sin ser yo nada de eso” o “”Por mí, lo que veais”, junto a otras que ya son himnos como “La reina de Inglaterra”, “Ediciones reptiliano” o “Marlotina” finalizando con la recia “Martillo”.

A continuación, el eclecticismo de Mr. Perfumme, alter ego de David Pascual, músico inquieto que formó parte de los extintos Jackson Milicia, se apoderó del escenario con su banda compuesta por él mismo y seis miembros (guitarra, saxo, teclados, bajista, batería y vocalista), con sus ritmos inclasificables. Una mezcla de folk, cabaret, ritmos balcánicos o western que trasladan en canciones como “Amor fatal”, Travesti Rey” o “Viva la sangre”, con una puesta en escena de movimientos gestuales entre Perfumme y la vocalista.

Cerrando la tanda de actuaciones contamos con el debut en la ciudad de King Kempes, o lo que es lo mismo, la unión de Els A-Phonics y Fernando Pardo de Los Coronas. Sus temas de surf instrumental con versiones de temas conocidos como “Mar azul, arroz negro” (el “Me estoy volviendo loco” de Azul y Negro) o “La muixeranga” parecían surfear sobre las aguas del Mediterráneo, acompañadas por los bailes de Lourdes (antigua batería de Ulan Bator Trio) que pusieron una nota de color en su concierto. El que tuvo doblete fue Fernando Pardo, pues debía tomar el AVE hacia Madrid ya que por la noche actuaba, eso sí que es rock´n´roll.

Cerraron la maratoniana jornada los siempre efectistas The Basement djs, donde a base de hits sin parar no dejaron a nadie sin bailar, haciendo que a las 23:30 cuando acabaron su actuación las caras de satisfacción y sonrisas se repartían a partes iguales entre público, artistas y organización.

Texto: Carlos Ciurana / Fotos: Xavi Hernández

Dejar un Comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.